sábado, 27 de febrero de 2010

VENEZUELA avanza construyendo PODER POPULAR hacia el SOCIALISMO del Siglo XXI

Concepto de Poder Popular para el Socialismo del Siglo XXI:


Poder Popular: Es el poder del pueblo organizado, en las más diversas y disímiles formas de participación, para la toma de decisiones en todos sus ámbitos (político, económico, social, ambiental, organizativo, internacional y otros) para el ejercicio pleno de su soberanía.

El Poder Popular es una propuesta dialéctica, en la que se deben transferir las funciones de planificación, presupuesto, toma de decisiones, ejecución y control en las que sólo vienen participando los poderes del estado burgués, transfiriéndole a toda la sociedad el conocimiento de cada una de estas funciones. Cambiando así el régimen de democracia representativa, en un régimen de democracia participativa y protagónica, en procura de la sociedad socialista, donde las instituciones del nuevo Estado Socialista se transformen otorgando todo el poder para el pueblo.

El concepto de Poder Popular surge de la visión del modelo de poder para la construcción del sistema socialista, basado en la concepción democrática constitucionalista que afirma que: "la soberanía reside intransferiblemente en el pueblo, del cual dimana todo el Poder Popular". De lo cual se desprende que en el Poder Popular se sustentan todas las formas de organización democrática del Estado, del Poder Público y de la Sociedad, siendo todas éstas en la democracia socialista fieles depositarias de la soberanía popular y estando por lo tanto obligadas a la rendición de cuentas al pueblo soberano.

En este sentido el Poder Popular se ejerce y expresa legítimamente a través de todos los medios organizados de participación ciudadana y protagonismo político; su ejercicio es directo en las Asambleas y Órganos (Consejos) del Poder Popular, e indirecto a través del sufragio, tanto para la elección de representantes a las distintas instancias del poder popular (poderes públicos), como para la toma de decisiones trascendentales en los diversos tipos de referéndum disponibles en cada legislación nacional.

FUENTES: Artículo: Soberanía Contrahegemónica y Poder Popular. Autor: Roso Grimau. Fecha: 09/10/2009. Publicado en: Rebelión, Aporrea, Tribuna Popular y Kaosenlared. http://www.pcv-venezuela.org/index.php?option=com_content&task=...
Artículo: ¿Con qué se come el Poder Popular?. Autor: Roso Grimau. Fecha: 06/03/2007. Publicado en: Rebelión, Aporrea, Tribuna Popular y Kaosenlared http://www.aporrea.org/poderpopular/a31512.html

Aporte de esta definición de Poder Popular al proceso bolivariano:

En base a la conceptualización anterior extraída de nuestra praxis diaria en estos últimos años, como un aporte teórico a la dialéctica de esa misma praxis, y bajo nuestra consigna construyendo el Poder Popular hacia el Socialismo, teniendo bien en claro lo que entendemos desde un punto de vista marxista por Poder Popular, podemos pasar a analizar la urgente necesidad en este momento de quiebre con la realidad neoliberal burguesa preexistente en todas nuestras instituciones públicas, para dar un contundente apoyo a la próxima aprobación en la Asamblea Nacional del actual anteproyecto de Ley Orgánica de Participación Ciudadana y Poder Popular, de manera de sentar el marco jurídico que posibilite la transformación de todos los poderes del Estado burgués en verdaderos Poderes del Poder Popular, que no sólo utilicen ese epíteto panfletario, sino que comiencen a mutar sus estructuras burocratizadas e ineficientes, para convertirse en parte real del Poder Popular dándole participación directa al pueblo dentro de sus funciones específicas en cada uno de los 5 poderes de nuestro país, desplazando buena parte de sus centros elitescos de poder a las propias bases populares, únicas depositarias de la soberanía popular.

Esta nueva Ley pasaría a constituirse en uno de los instrumentos jurídicos fundamentales para el establecimiento de las nuevas relaciones de equidad y de la práctica cotidiana de la democracia participativa y protagónica en nuestra Venezuela. Siendo importante su discusión en el seno de las comunidades para que dicha Ley coloque la participación popular en un ámbito de mayor dinamismo social acorde al marco jurídico de nuestra Constitución Bolivariana. No se trata de que el pueblo soberano tan solo participe en discutir, proponer y promover leyes, sino que a partir de esta nueva Ley Orgánica, se le transfiera al pueblo la posibilidad de ir adquiriendo la capacidad soberana de propiciarlas, redactarlas y practicarlas coherentemente en un nuevo dinamismo jurídico, legal y socio-cultural, que defina al mismo tiempo los mecanismos propios de esta participación, y les de su forma jurídica definitiva.

El Parlamento Comunal sería el espacio de protagonismo para ejercer ese dinamismo necesario para que las comunidades no sólo tengan la capacidad social de aplicar las leyes revolucionarias, sino también la capacidad socio-cultural y jurídica para hacer la Ley, elaborarla, proponerla y promoverla, siendo la Asamblea Nacional el espacio final donde se aprueben conjuntamente con las comunidades organizadas, todas las leyes que a partir de la entrada en vigencia de esta Ley emanarían directamente del ejercicio jurídico de la soberanía popular en su nuevo rol legislativo, comenzando a crear así una nueva Jurisprudencia Popular.

Evolucionando así del simple parlamentarismo de calle actual, desarrollado por ahora como el trabajo de nuestros diputados en la calle con la gente realizando talleres, revisando los artículos y proponiendo leyes. Ese tipo de parlamentarismo social se transformaría en el Parlamento Comunal, que debe funcionar cotidianamente en las comunidades como mecanismo de verdadera soberanía popular para la participación protagónica directa. Así la participación popular en el ámbito legislativo debe generar su propia estructura popular, lo protagónico sería esa jurisprudencia popular ejercida a través de los Parlamentos Comunales, de los cuales la Asamblea Nacional sería una expresión específica y singular, por sus funciones de darle a la nación las leyes para las transformaciones exigidas por las masas populares durante todo el transcurso propio de la historia como parte de la humanidad en proceso dialéctico de evolución política.

Este Parlamento Comunal se debe ir construyendo socialmente a través del ejercicio cotidiano de la verdadera soberanía popular. Las comunidades tendrían en sus manos los proyectos de leyes, proyectos que también nazcan de nuestro pueblo organizado, practicando socialmente la capacidad popular de producir leyes, promoverlas y ejecutarlas, en un proceso colectivo de aprehender haciéndolo socialmente. Estos deberán existir en todas partes, para ir evolucionando conformando este nuevo tipo de ejercicio legislativo que nos asegurará una verdadera soberanía popular intransferible, en la búsqueda de leyes ejemplares para la transformación permanente de nuestra realidad.

Algunas propuestas del anteproyecto de Ley Orgánica de Participación Ciudadana y Poder Popular son:

Objeto de la Ley: Artículo 1. La presente Ley tiene por objeto propiciar el desarrollo de políticas y sus instrumentos legales y sociales, de mecanismos y normas relativas a garantizar, organizar e impulsar la Participación Ciudadana y el desarrollo del Poder Popular, participación expresada en forma directa, bien sea individual o colectiva, mediante la formulación de Políticas Públicas para darle consistencia social, material y cultural al hecho de la participación protagónica consagrada en la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela.

Ámbito de Aplicación: Artículo 2. La presente Ley tiene como ámbito de aplicación todas las organizaciones de la Nación y se aplicará en los diferentes niveles del Poder Público: parroquial, municipal, estadal y nacional sin perjuicio de las que se establezcan en otras normas resultantes de la dinámica social.

Participación Ciudadana, Protagónica y Corresponsable: Artículo 3. A los efectos de la presente Ley se entiende por participación ciudadana, protagónica y corresponsable, la disposición consciente de las personas a involucrarse de manera individual o colectiva en la formulación, proyección, ejecución, control social y evaluación de las políticas públicas, que permitan la consolidación constitucional de un Estado democrático y social de derecho y de justicia.

Poder Popular: Artículo 4. Es la participación amplísima del pueblo que se traduce en su organización desde su diversidad y tiene como propósito configurar su participación, tomar decisiones y ejercer el control social ciudadano permanente a través de los diversos instrumentos de participación creados para tal fin en el ejercicio intransferible de su soberanía.

Esta Ley permitiría abrir amplios espacios para la participación de las comunidades y debe servir de impulso para que las relaciones comunidad-gobierno no sean marcadas por el creciente burocratismo. Cada vez más el poder debe ser transferido y apropiado por las comunidades, convertidas éstas en el centro dinámico de sus propias prácticas, potenciando en todas sus formas la capacidad del gobierno bolivariano y revolucionario.

La base de toda esta propuesta es el colectivo, la base para todo. Todo está sostenido por las bases del pueblo venezolano, allí en su vientre está el poder constituyente originario, esa poderosa fuerza capaz de moverlo todo y de transformarlo. A esa fuerza es que tenemos que acudir, la que está en el barrio adentro, en el campo adentro, en la selva adentro, en cada rincón de la patria están sus signos, sus fuertes brazos deben sacudir las viejas estructuras burguesas que aun persisten y le hacen un daño enorme a la sociedad venezolana, ese conjunto dialéctico y contradictorio que debe ponerse de acuerdo para descubrir y fundar siempre un mundo mejor, allí es donde están los motores constituyentes propuestos por el comandante Chávez y que se activan cada vez más. Esta es la gran facultad creativa de la revolución para descubrir y fundar. En la presente etapa revolucionaria el pueblo debe consolidar su avance, los colectivos organizados, nuestras políticas y nuestras leyes deben coincidir en este hermoso parto: el Socialismo del Siglo XXI. Es el desafío de la vida frente a una cultura de muerte que quieren imponernos, insurgiendo contra el capitalismo que ha depredado a la humanidad y a todos nuestros espacios vitales.

La Asamblea Nacional así deberá transformarse para darle paso real y oportuno a una nueva forma de legislar del propio poder constituyente originario, atributo exclusivo e intransferible de los pueblos para crear o cambiar las estructuras jurídico-legales que lo atajan en su tránsito histórico hacia su liberación definitiva en la construcción del socialismo real. Igual proceso deberá acontecer luego con el resto de los Poderes Públicos.

Esta transformación debe contemplar la capacidad de nuestro pueblo para producir cambios específicos, y conjugar esfuerzos para producir la ciudadanía bolivariana revolucionaria que nos permita derrotar ese caudal de vicios heredados de la cuarta república y de un sistema de partidos y dirigentes colocados por encima de las comunidades y del pueblo. Así, los espacios populares y comunitarios los concebimos como centros dinamizadores de los motores constituyentes originarios, allí está contenida toda la fuerza creadora que sabrá superar las divisiones enconadas producto de un eterno conflicto por el poder, la fuerza que nos conducirá inexorablemente hacia un modelo que supere al capitalismo, que lo desplace en todas sus ecuaciones y lo sepulte con una nueva “geometría” capaz de dibujar un pueblo dichoso culturalmente, exitoso en lo económico, y que eternice en el socialismo el anhelo de nuestro Libertador Simón Bolívar de alcanzar la mayor suma de felicidad colectiva posible.

En este mismo sentido, es que a comienzos del 2006 realicé el planteamiento en la fracción parlamentaria del PCV y su respectivo grupo de opinión, con la idea que en la discusión del nuevo reglamento de interior y debate de la Asamblea Nacional se cambiara la dinámica legislativa, de forma que las sesiones en el Palacio Legislativo se realizaran durante la primera quincena de cada mes y la segunda quincena se dedicara a desarrollar el Parlamentarismo Popular con sesiones de los diputados con la masa electoral de los circuitos donde fue electo, si bien la propuesta fue bien acogida dentro del PCV, esta no prosperó en sese momento dentro del ente legislativo, sin embargo ante la propuesta del Parlamento Comunal me parece oportuno retomarla.

jueves, 25 de febrero de 2010

¿El día en que bajaron los cerros?


EL CARACAZO: 27 de Febrero de 1989.
El día en que bajaron los cerros?

Especial para Tribuna Popular, Roso Grimau, 07/02/2010.

Muchos no lograron contarlo, miles se quedaron en el sitio bajo las ráfagas de la policía y los militares; otros tantos fueron eliminados sistemáticamente en los días siguientes por orden de la alta dirigencia política de la cuarta república, aprovechándose de la inmediata declaración de la suspensión de las Garantías Constitucionales y el Toque de Queda. Aun hoy día no se conoce con exactitud el número de víctimas, varios miles de muertos y decenas de miles de heridos, cientos de desaparecidos, no se ha podido todavía hacer justicia y castigar a los culpables, algunos de ellos como CAP bajo la deshonesta y criminal protección de otras naciones como los EE.UU.

Ese día Lunes 27 de Febrero de 1989, el pueblo de Guarenas comenzó desde tempranas horas a manifestar su descontento contra el sistema de dominación y explotación del neoliberalismo salvaje, reaccionando contra las medidas económicas que habían sido anunciadas por Carlos Andrés Pérez, al chocarse desde primeras horas de la mañana con aumentos indiscriminados de pasaje en el terminal de autobuses de Guarenas; haciendo suyas las calles, desbordando rápidamente la autoridad policial, y sin contar con ningún tipo de dirección política, de organización ni convocatoria alguna, irrumpiendo violentamente contra el orden burgués establecido y la propiedad privada que lo marginaban incluso de sus mínimos derechos de subsistencia. La chispa desatada por el GUARENAZO, por intermedio de las imágenes transmitidas por todos los canales de televisión asombrados por la violencia espontáneamente desatada, pronto encendió la mecha del polvorín de injusticias acumuladas en el seno de las masas populares, extendiendo rápidamente esa reacción anárquica a Caracas, y poco después a todo el país.

La espontánea explosión social de las muchedumbres no tenía conciencia que toda su violencia se desataba contra el neoliberalismo, el recién naciente ALCA, y las medidas económicas impuestas por el Fondo Monetario Internacional y el Banco Mundial, en síntesis contra el sistema capitalista; la anárquica reacción en cadena de las multitudes fue incontenible por unos pocos días, sin embargo su acción sin un claro objetivo político por la toma del poder muy pronto fue aplacada por las fuerzas represivas del Estado burgués, retornando al orden social establecido por el sistema de explotación y dominación capitalista para que todo siguiera igual que antes, exprimiendo cada vez más a la clase trabajadora y vendiendo poco a poco todos los activos nacionales a los capitales norteamericanos.

En esos aciagos días afloraron inconscientemente las contradicciones del capitalismo mostrando su verdadera naturaleza, y las instituciones del Estado burgués defendieron a conciencia el derecho a la “propiedad privada” de los explotadores (propiedad de los medios de producción) por encima del inalienable derecho humano a la vida de todo un pueblo sometido a la pobreza y la ignorancia.

Fue un dantesco crimen masivo, en el río Güaire flotaban cadáveres, la morgue de Bello Monte colapsó, fosas comunes y camiones con urnas por todas partes, los bloques del 23 de Enero eran un colador, dispararon contra el pueblo con armamento pesado y armas de guerra, hubo niños muertos en sus casas por tan solo vivir en zonas humildes. Vino el toque de queda, y con él los asesinatos y desapariciones programadas, torturas y ajusticiamientos.

En esos hechos podemos ver la importancia de no contar con una dirección política de las masas para encausar las luchas populares con un claro objetivo político, el descontento y la violencia deben dirigirse conscientemente para la toma del poder contra las instituciones burguesas; es por ello que hoy en día luchando contra un enemigo mucho mayor que nos acecha de cerca NECESITAMOS CON URGENCIA CONSTITUIR UNA ALIANZA ANTIMPERIALISTA DE TODOS LOS FACTORES REVOLUCIONARIOS.

PATRIA SOCIALISTA O MUERTE !!! VENCEREMOS !!!

lunes, 8 de febrero de 2010

Concepto de Poder Popular para el Socialismo del Siglo XXI

Poder Popular: Es el poder del pueblo organizado, en las más diversas y disímiles formas de participación, para la toma de decisiones en todos sus ámbitos (político, económico, social, ambiental, organizativo, internacional y otros) para el ejercicio pleno de su soberanía.


El Poder Popular es una propuesta dialéctica, en la que se deben transferir las funciones de planificación, presupuesto, toma de decisiones, ejecución y control en las que sólo vienen participando los poderes del estado burgués, transfiriéndole a toda la sociedad el conocimiento de cada una de estas funciones. Cambiando así el régimen de democracia representativa, en un régimen de democracia participativa y protagónica, en procura de la sociedad socialista, donde las instituciones del nuevo Estado Socialista se transformen otorgando todo el poder para el pueblo.


El concepto de Poder Popular surge de la visión del modelo de poder para la construcción del sistema socialista, basado en la concepción democrática constitucionalista que afirma que: "la soberanía reside intransferiblemente en el pueblo, del cual dimana todo el Poder Popular". De lo cual se desprende que en el Poder Popular se sustentan todas las formas de organización democrática del Estado, del Poder Público y de la Sociedad, siendo todas éstas en la democracia socialista fieles depositarias de la soberanía popular y estando por lo tanto obligadas a la rendición de cuentas al pueblo soberano.


En este sentido el Poder Popular se ejerce y expresa legítimamente a través de todos los medios organizados de participación ciudadana y protagonismo político; su ejercicio es directo en las Asambleas y Órganos (Consejos) del Poder Popular, e indirecto a través del sufragio, tanto para la elección de representantes a las distintas instancias del poder popular (poderes públicos), como para la toma de decisiones trascendentales en los diversos tipos de referéndum disponibles en cada legislación nacional.


FUENTE:

Artículo: Soberanía Contrahegemónica y Poder Popular. Autor: Roso Grimau.

Fecha: 09/10/2009. Publicado en: Rebelión, Aporrea, Tribuna Popular y Kaosenlared.

http://rosogrimau.blogspot.com/2009/10/soberania-contrahegemonica-y-poder.html

A 45 años de la captura del agente de la CIA Michael Smolen

Brillante operación ejecutada por nuestros jóvenes comunistas


Especial para Tribuna Popular.

Por: Roso Grimau, Presidente de la Casa de Amistad con Vietnam.



Nos toca recordar con gran orgullo una temeraria acción militar llevada a cabo por nuestros jóvenes comunistas hace 45 años, la operación de captura del agente de inteligencia militar de la CIA, el Teniente Coronel Michael Smolen.



Esta acción internacionalista quedó enmarcada para siempre en las históricas relaciones de solidaridad con el hermano pueblo vietnamita, en momentos en los cuales ese heroico pueblo en armas dirigido por el querido tío Ho, defendía dignamente su soberanía contra el ataque inclemente y criminal de las tropas invasoras del imperialismo norteamericano.
Todos los periódicos del mundo desatacaban con grandes titulares la audaz operación de la guerrilla venezolana.

Desde el Alto Mando de las Fuerzas Armadas de Liberación Nacional (FALN), por intermedio de su Comandante en Jefe, el Teniente Coronel Juan de Dios Moncada Vidal, desde la clandestinidad, declaraban que la detención del alto militar norteamericano tenía dos objetivos: Uno, la solidaridad con la heroica lucha del pueblo de Vietnam contra la agresión norteamericana, exigiendo el intercambio humanitario por el héroe vietnamita
Nguyen Van Troi, prisionero condenado a muerte; y Dos, repudiar la presencia en suelo de la patria venezolana de la intervencionista misión militar yanqui.

El camarada
Nguyen Van Troi, de la Unidad Especial de Acción Armada del Frente Nacional de Liberación de Vietnam del Sur, fue apresado el 9 de mayo de 1964 por tropas sudvietnamitas mientras minaba un puente en Cong Ly, antigua Saigón, por donde pasaría el Secretario de Defensa de Estados Unidos, Robert McNamara y el embajador Henry Cabot Lodge.
Torturado durante 5 meses, tras varios intentos de fuga y violentos castigos corporales, Nguyen Van Troi, fue condenado a muerte el 10 de agosto de ese año.

El comandante de la Unidad Táctica de Combate (UTC) “Comandante Fernández”, conocido luego como “Comandante Plutarco”, era el camarada Luís Fernando Vera Betancourt (héroe y mártir de la revolución), dirigió el grupo de seguimiento aportando todos los datos de la rutina diaria del agente de la CIA.


Luego se conformó un grupo de captura, uno de traslado, uno de custodia y otro de entrega. Todos estos jóvenes militantes comunistas eran integrantes de la UTCIván Barreto Miliani” (símbolo del Guerrillero Heroico) del DestacamentoLivia Gouverneur” (militante de la JCV, mártir de la revolución), del PelotónDaniel Mellado” (mártir de la revolución) de la Brigada Uno "Capitán Wilfrido Omaña", pertenecientes a nuestras Fuerzas Armadas de Liberación Nacional (FALN), habían sido reclutados y entrenados para realizar todo tipo de operaciones especiales de guerrilla urbana que ejecutaban con gran efectividad.


Tras una minuciosa planificación, los cuatro jóvenes camaradas designados en el grupo de captura, militantes de la siempre gloriosa JUVENTUD COMUNISTA DE VENEZUELA (JCV), se aprestaban a ejecutar la operación militar la noche anterior, revisando cada detalle en Los Chaguaramos, en el apartamento del camarada José Antonio Gutiérrez (fallecido), recordado actor quien hacía el personaje de “El Telaraña” en el programa humorístico de Radio Rochela que transmitía RCTV (canal 2).


En la mañana de ese viernes 9 de octubre de 1964, salen temprano el camarada David Salazar (fallecido) y el “Caliche” a tomar un carro para la operación, luego parten los cuatro hacia Colinas de Bello Monte, tomando posiciones en los alrededores de la residencia del alto oficial de la CIA.
Algo extraño pasaba justo ese día, se tardaba mucho más en salir para la embajada norteamericana. Estaba desayunando con su jefe, el Coronel Henry Lee. Terminaba la larga espera: ¡ALERTA! ¡YA SALEN!

La operación era la captura del Teniente Coronel Michael Smolen, Segundo Jefe de la Misión Militar Norteamericana destacada en Venezuela.
Los agentes de inteligencia militar gringa salían de la quinta “Blanca”; cuando estaban entrando en el vehículo estacionado afuera y se alistaban para encender el motor, el carro manejado por David se acercó, Argenis Ruiz les dio la voz de alto: ¡Quietos, Fuerzas Armadas de Liberación Nacional!

Se espantaron, Argenis se lanza del carro metralleta en mano por la ventana cayendo de pie frente al volante de Smolen sin darle chance a salir, su asustado jefe Lee corrió por la calle Suapure y saltó una cerca, escapando por la quinta “Monina”.

De inmediato, el camarada Argenis Ruiz Martínez Villalta metió a Smolen al carro, y se montaron el “Gocho” (Camarada Noel Quintero Lantén) y el “Caliche” (Camarada Carlos Rey).
Mientras se dirigían al punto de trasbordo le quitaron el uniforme al gringo, le colocaron otra ropa y lentes oscuros. Al llegar frente a la antigua Peña Tanguera de Sabana Grande, el “Gocho” y el “Caliche” se pasan al otro vehículo con el rehén, donde estaba el camarada Gonzalo Sepúlveda (fallecido), quienes realizan el traslado hasta el apartamento del pintor español Ángel Luque, en la calle Negrín con la Avenida El Porvenir, edificio Araucaria, donde “Coquito” (Camarada Raúl Rodríguez) estaba en el grupo de custodia.

Allí, luego de despojarlo de las vendas que le tapaban los ojos, comenzó la inducción hacia el Coronel sobre la lucha revolucionaria en Venezuela y las causas de su retención en ese lugar.
Se dialogó con él sobre el criminal ataque de Estados Unidos en Vietnam, y lo injusto de los bombardeos masivos sobre el pueblo vietnamita para eliminar su justa lucha de la Liberación Nacional.También se le dijo que su retención era con el fin de impedir el fusilamiento de Nguyen Van Troi, quien había sido capturado en el intento de volar el puente donde pasaría el General McNamara, principal estratega y ejecutor de las operaciones militares que se realizaban en Vietnam.

El día 13 de Octubre, la policía política había logrado capturar algunas personas relacionadas con la operación y su entorno, al dueño del apartamento donde se mantenía oculto el rehén, el pintor Luque y algunos de sus amigos; allí se comenzó a derrumbar todo, ante las informaciones radiales que se difundían y el cerco que se tendía sobre la zona.
Al apartamento se presentó Carmelo a dar aviso, que luego cayó preso junto a varios camaradas, y no resistiendo las torturas delató a muchos otros.

A raíz de esta acción guerrillera, la ejecución de la sentencia a muerte que pesaba sobre
Nguyen Van Troi, fue aplazada por orden del Departamento de Estado norteamericano, lamentablemente la guerrilla venezolana creyó en el imperialismo, y una vez que fue liberado el agente de la CIA a las 10:40pm del 13 de octubre en la Avenida Los Samanes de La Florida, las mismas autoridades yanquis dieron la orden directa a Saigón de ejecutar el fusilamiento. El 15 de octubre de 1964, a las 9:50am, un pelotón sudvietnamita ejecutó a Nguyen Van Troi. Sus últimas palabras fueron: ¡Larga vida a Ho Chi Minh!.

Luego vino la brutal represión desatada por el gobierno de Raúl Leoni, dando con la detención de los camaradas Gilberto Mora Muñoz, Edgar Briceño, Gherard Schwikat, Hermógenes Jiménez, Bernardo Salas, Alejandro Frías, David Quiñónez, Ramón Rojas Díaz, Luis Aguilar Baptista, Ophier Cepeda, Carlos Antúnez, César Vargas Medina, Melitón Puértolas, Ángel Luque, Alejandro Aguilera, Virgilio Brito, Arsenio Pasarini, José Alemán y Alonso Palacios Juliác; quienes fueron sometidos a todo tipo de interrogatorios y brutales torturas en el cuartel San Carlos y en los sótanos de la Dirección General de Policía (Digepol).

La mayoría de esos jóvenes camaradas comunistas, miembros de las Fuerzas Armadas de Liberación Nacional, nada tenían que ver con la operación Smolen.

Haití: La primera República Latinoamericana


Roso Grimau, especial para Tribuna Popular.


Quisqueya era su nombre real, así la conocían sus pobladores originarios arawaks y taínos; en 1492 la isla caribeña fue bautizada como La Hispaniola al llegar a sus playas Cristóbal Colón, luego la genocida espada de la colonización española de la mano de la cruz de los evangelizadores dominicos, redujeron a su mínima expresión la población de esas naciones ancestrales y en honor a su patrono la rebautizaron como Santo Domingo.


No bastando con la ya criminal ocupación del imperio español, los imperialistas franceses colonizan el lado oeste de la isla, y en 1697 con el tratado de Ryswick, la corona española le cede al imperio francés dos tercios de la isla que llamarán Saint Domingue, hoy Haití. El otro tercio de Santo Domingo bajo dominio español, hoy es la República Dominicana.


Al tomar el control “legal” sobre ese territorio, Francia comenzó su explotación brutal, introduciendo 20 mil esclavos africanos por año, generando un veloz proceso de mestizaje. En poco tiempo el azúcar era el principal producto de exportación de toda la región, y Haití pasó a ser la posesión francesa más importante en Nuestra América durante el siglo XVIII.


El proceso revolucionario que se daba a lo interno del imperio francés entre un feudalismo en decadencia y un agresivo capitalismo naciente, bajo unos ideales de libertad, fraternidad e igualdad, causaron una gran influencia en la conciencia del pueblo haitiano, quienes bajo el firme liderazgo del ex esclavo Toussaint L'Ouverture, iniciaron una guerra revolucionaria que duró 12 largos años (1791-1803), y que culminó con la proclamación de la Primera República negra libre del mundo, y la Primera República Latinoamericana y Caribeña libre.


Aquel ex esclavo negro Toussant, pregonaba la igualdad de libertades generales para todos los haitianos, dotando de un sentido estratégico las luchas de los viejos movimientos de los esclavos sublevados -marrons o quilombolas-, transformando a esos grupos desorganizados en un ejército disciplinado. En medio de la debacle del sistema colonial francés logra un 4 de febrero de 1794 que la Convención Nacional francesa lo nombre General, y ratifican el decreto de abolición de la esclavitud. Para 1799 Napoleón Bonaparte envía una expedición militar recuperando la colonia y restableciendo la esclavitud. L'Ouverture responde con una insurrección general, pero sin tener éxito es apresado y deportado a Francia, muriendo en el destierro sin ver completada su obra un 7 de abril de 1803, casi ocho meses antes de que sus seguidores condujeran al pueblo haitiano a obtener la deseada victoria final.


Continuando con el legado de Toussant por la lucha independentista, toman la dirección de las fuerzas patriotas de liberación Jean-Jacques Dessalines, Henri Christophe y el mulato Alexandre Pétion, conduciendo acciones que radicalizan el levantamiento, logrando la unidad de los negros y los mulatos, sus heroicas campañas obligaron a la capitulación de las tropas francesas; proclamando la independencia un 28 de noviembre de 1803 convirtiendo así a Haití en el primer Estado independiente de toda América Latina y el Caribe.


Esa lección de lucha antimperilista y antiesclavista, rompía el mito de la inferioridad de la raza negra, y abría los nuevos horizontes por la independencia y soberanía de todas las viejas colonias de la cruenta dominación extranjera, hecho por el cual debemos recordar siempre esta heroica lucha de nuestra historia latinoamericana y caribeña.

CAMARADA ALÍ PRIMERA!!! PRESENTE!!! AHORA Y SIEMPRE!!!


CAMARADA ALÍ PRIMERA!!! PRESENTE!!!

Ejemplo de militancia comunista.

Especial para Tribuna Popular, Roso Grimau, 05/02/2010.


Nuestro muy querido camarada Alí Primera, logró en su amplia producción discográfica conmover a todo el pueblo venezolano llevando su canto de lucha y esperanza a todos los rincones del país, lo que le hizo ganarse el reconocimiento como el cantor del pueblo venezolano, dejando como parte de sus grandes aportes un amplio movimiento por la canción necesaria, donde se agruparon muchos cultores populares revolucionarios comprometidos con el sufrimiento de la clase oprimida y con las luchas por su liberación, definiendo así el compromiso del cantautor con su militancia política, compromiso que es descrito por el camarada Pablo Milanés en su trova cubana: “Pobre del cantor de nuestros días que no arriesgue su cuerda por no arriesgar su vida”. Por eso, el ejemplo de militancia comunista del camarada Alí Primera vivirá por siempre en nuestro pueblo, en nuestro Partido Comunista de Venezuela (PCV) y en nuestra Juventud Comunista de Venezuela (JCV), organizaciones en las que inició su militancia marxista leninista, ideología en la que siempre mantuvo su doctrina de lucha, incluso en los años que militó en otras organizaciones políticas.


El 16 de febrero se cumplen 25 años de su lamentable desaparición física, en supuesto accidente automovilístico, envolviendo en un sentido luto a todo el pueblo venezolano, sin embargo su canción militante continuó viviendo en su pueblo, la larga represión de los gobiernos lacayos de la burguesía y del imperialismo no pudieron callar su canto, su voz recia continuó resonando en las luchas populares, acompañando todos los actos de la izquierda venezolana y las movilizaciones de protesta junto a las ondeantes banderas del gallo rojo, símbolos de su Juventud y Partido Comunista. No pudieron callar su canto, no pudieron impedir su lucha, los que seguimos su ejemplo de militante comunista logramos que junto al comandante Chávez se hiciera realidad su anhelo para la construcción de una patria libre y soberana, hoy más que nunca se hace presente su canto en cada acción del Gobierno Revolucionario.


Aquí se quedó su imagen, con sus siempre recordadas canciones dedicadas a nuestras luchas populares por el cambio social, por la revolución socialista, el internacionalismo proletario, y contra el imperialismo norteamericano como: “Cuando las águila se arrastren”, o la popular “América Latina Obrera” con su coro yanqui go home, yanqui go home. Su canto solidario con las luchas de otros pueblos y a o los grandes combatientes comunistas, como Mujer del Vietnam”, “Inolvidable Hó Chi Minh”, Canto Oriental, Canto Amigo” por un Uruguay sin dueño, “Cuba es un Paraiso”, “Ché. Comandante Amigo”, “Agua Clara Nicaragua”, “El Cantor de Bolivia”, “No Basta Rezar” contra los criminales bombardeos yanquis al pueblo de Vietnam, o “Canción para los Valientes” dedicada a los camaradas comunistas chilenos Violeta Parra, Victor Jara y Pablo Neruda, y al asesinato del camarada Salvador Allende.


Alí Primera, nació en Punto Fijo el 31 de Octubre de 1942, en una familia humilde, su padre Antonio que era policía en Coro, murió pocos meses después, su madre Carmen trabajaba en el campo, junto a ella y sus dos hermanos vivieron un largo peregrinaje por diferentes pueblos de la península de Paraguaná, que incluyeron San José y Caja de Agua, Las Piedras y finalmente el barrio La Vela, hoy día conocido como el sector Alí Primera del Municipio Los Taques, muy cerca de Punto Fijo. Allí se nutre de los valores humanos del campesino paraguanero que siembran en seco, porque quizás llueve después. Su niñez se ve encantada por las atarrayas pesqueras que le cantan a la luna para que la pesca de mañana sea mejor. Formándose en el sentir del trabajador explotado, marginado y reprimido.


Su juventud transcurre en Caracas para estudiar, influenciado por la Revolución Cubana y el conflicto vietnamita, se entera que su hermano mayor Ramón participaba activamente como militante del Partido Comunista de Venezuela, así como otros familiares y amigos; Ramón le pasa su primera literatura marxista-leninsta, y a los pocos días se incorpora en la Juventud Comunista de Venezuela. Alí comienza a liderar los espacios culturales juveniles, y se inicia desde la JCV en lo que se llamaba "la toma de Caracas". Toma que consistía en una carpa itinerante que deambulaba por los barrios caraqueños, llevando arengas políticas, canto, pintura y la Tribuna Popular. Conociendo muy de cerca la realidad del proletariado caraqueño que les decían: adiós muchachos valientes, salúdenme a los Machado con lágrimas en los ojos por haberlos visto. Lo que lo motivó a componer una canción dedicada a su querido Partido Comunista de Venezuela, la cual nunca se grabó en un disco y que hoy deberíamos rescatar de la amnesia histórica colectiva Yo vi llorar a un viejo”.


Yo vi llorar a un viejo, viejito de mi campo, pero no era tristeza, era alegría su llanto. Viejo que labra la tierra, que labra mi suelo herido, cuando boinas rojas vio, dijo llorando el viejo no, no ha muerto mi partido. Partido Comunista de obrero y del labrador, viva mi patria linda y a su liberación. Viejo que labra la tierra, con sudor de suelo y campo, cuando boinas rojas vio, dijo llorando el viejo si, Soy Comunista carajo. Al despedirnos del viejo, alzó su rostro arrugado, adios muchachos valientes, salúdenme a los Machados. Viejo que labra la tierra, que labra mi suelo herido, cuando boinas rojas vio, dijo llorando el viejo no, no ha muerto mi partido. Partido Comunista de obrero y del labrador viva mi patria linda y a su liberación. Viejo que labra la tierra, que labra mi suelo herido, cuando boinas rojas vio, dijo llorando el viejo no, no ha muerto mi partido. Viejo que labra la tierra, con sudor de suelo y campo, cuando boinas rojas vio, dijo llorando el viejo si, Soy Comunista carajo.


Sus propias palabras nos afirman su ejemplo de militancia comunista: Cuando yo conocí las posibilidades de la canción fue estando preso en la Digepol; allí me di cuenta de que la canción comunicaba algo que era más que la mera diversión, o el simple pasar el rato. Me di cuenta de que la canción podía influir en otro aspecto: en el carácter del hombre. Con una canción se podía expresar una respuesta a: por qué estábamos presos, por qué resistíamos. Todo hombre que surge como cantor, vinculado ideológicamente a un partido o a una línea revolucionaria, tiene que luchar por apartar la dependencia que en ese momento surge entre su trabajo cultural, y el partido, la línea partidista, la ideología. Eso me pasó a mí, hasta el punto de que no podía dar un trabajo, si éste no expresaba una línea partidista. Eso hacía que la canción viniera del partido, pero que no llegara hasta donde debía llegar. Por lo que he terminado por decidir que la canción viene esencialmente del pueblo, pero del pueblo que hace su voz a diario, cotidianamente, en cualquier sitio… La cosa no es que el artista se vaya solo, y se le siga escuchando, sino llevarse al pueblo consigo. Yo soy un Marxista Leninista que le gusta que su madre lo bendiga. Siempre he dicho: Dios los bendiga, Bolívar y Lenin los guíen.


Alí entendió que el proceso unitario va más allá de un carnet político. Que la vía al Socialismo se debe construir con una amplia alianza antimperialista. De allí su posición bolivariana, fortalecida en su paso por el PCV, donde siempre hemos defendido las posiciones Marxistas y Bolivarianas desde su fundación. Cuando aquí solo utilizaban a Bolívar como retrato que adornaba despachos, los comunistas venezolanos estábamos en la calle practicando lo que Bolívar expresó. Cuando aquí en Venezuela era subversivo hablar del pensamiento bolivariano, los comunistas venezolanos estaban en las montañas alzando los fusiles guiados por el pensamiento Bolivariano. Por eso matan al camarada Alí, no cabe la menor duda, de que su sospechoso accidente fue provocado, con la casualidad que semanas antes tuviese una serie de atentados y amenazas. También con la casualidad que un mes después asesinaran al Camarada Hemmy Croes, líder obrero de la CUTV, y poco tiempo después ocurriera la terrible Masacre de Yumare. Todo un plan de liquidación y exterminio en cadena liderado por los gobiernos democráticos de la IV República con su falsa y fascista democracia. Hoy nos quieren hacer lo mismo para acabar con Chávez.


PATRIA SOCIALISTA O MUERTE!!! SEAMOS COMO ALÍ!!! VENCEREMOS!!!